Levantamiento de senos Post-embarazo

Una de las preocupaciones más grandes de las mujeres al tratar el tema del embarazo, es el estado en el cual los pechos quedan después de un embarazo. Estos se ven atrofiados y caídos posteriormente a esta etapa de la vida de algunas mujeres, y una de las alternativas más efectivas para recuperar el aspecto firme de los pechos es por medio una cirugía estética de levantamiento de senos.

Durante la lactancia, las glándulas mamarias crecen considerablemente, impactando así en el aspecto de los senos. Lo primero que se debe hacer es dejar que el proceso de lactancia desaparezca, y posteriormente a esto, se debe hacer un análisis médico para determinar el estado de la mama. Dependiendo del nivel de atrofia en los tejidos de los pechos, así serán las soluciones que se pueden considerar para darle un aspecto con el cual la paciente se sentirá satisfecha.

El embarazo afecta varias zonas del cuerpo, presentando estrías y piel sobrante, y las zonas más afectadas son en primer lugar el abdomen, y luego las mamas. Lo que sucede en las mamas es conocido como atrofia del tejido glandular, y la atrofia se da gracias a que estos tejidos permanecen estirados durante mucho tiempo. Esto produce flacidez en el tejido mamaria, y por ende produce la caída de los pechos. Esta caída se suele medir en grados o niveles de severidad, y con una adecuada consulta médica se podrá determinar el nivel de complejidad que requerirá el procedimiento de levantamiento de senos luego de un embarazo.

La elevación o pexia mamaria se puede realizar de dos formas

Con el propio tejido de la paciente, lo cual resulta en una mama un poco más pequeña pero reafirmada.
Elevar la mama con un implante mamario con el objetivo de recuperar el volumen existente en la mama.

La segunda conlleva a cicatrices más grandes en el pecho, lo cual es importante mencionar. Es importante que la paciente sea extremadamente cuidadosa, y utilice durante 2 o 3 semanas un brasier que le brinde cierto grado de soporte. También es altamente recomendable evitar cualquier tipo de ejercicio durante 3 a 4 semanas. Después de una operación como esta se recetarán cicatrizantes que deberán ser utilizados durante unos 3 meses en la zona de las heridas, así como antibióticos y analgésicos post-operatorios durante los primeros 2 a 3 días después de la operación para ayudar al proceso de recuperación.

Dado que cada caso será único, aconsejamos visitar a un cirujano plástico para que sea este quien les brinde un análisis médicos sobre la complejidad de la cirugía para levantar sus pechos luego de un embarazo. Para este tipo de cirugías el principal objetivo debe ser restaurar el tamaño y la simetría de los pechos luego de un embarazo, pero muchas pacientes aprovechan para hacer un aumento de pecho también.

Esta consulta ayudará a despejar todas las dudas que se tengan al respecto, ya sean temores o expectativas. En promedio una intervención normal de levantamiento de senos luego de un embarazo suele durar entre una a tres horas, se sugiere una semana de descanso para la adecuada recuperación. Las cicatrices deberán ser tratadas con mucha disciplina, y posteriormente a la operación se recomendarán los mejores cuidados para que éstas sanen de la mejor manera.

Levantamiento de senos

Deja un comentario